jueves, abril 27, 2006

Cuando llueve

Le he requisado la pelota a Perra-Foca.
Era estrictamente necesario para su supervivencia.
No bebía ni comía por no sacársela de la boca. ¿Quién iba a pensar que los Lunnis podían resultar tan nocivos para la salud de alguien?
Mientras ella ronca yo recuerdo que tengo una lavadora tendida mientras oigo llover (maldita sea).
Siempre que llueve echo de menos algo, es inevitable.
Ahora mismo estoy echando de menos que nos enredemos en mi manta azul y me olisquees el pelo.

7 Comments:

Blogger Deyector said...

Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

11:32 p. m.  
Blogger Deyector said...

¿Habías lavado el coche?

11:33 p. m.  
Blogger Ea! said...

Sí lo tuviera estoy segura que lo tendría recién salidito del túnel de lavado...

11:34 p. m.  
Blogger coco said...

Lo siguiente será que tengamos que arrancarte la pelota de la boca...

11:58 p. m.  
Blogger terminus said...

Hoooola:
Primera vez por aquí. Cuando llueve... paseo. Como no me mojo el pelo, jejeje.

Beso

Edu

3:07 p. m.  
Blogger indianaenlacolinadesal said...

bienvenida a este mundo de los blogs y vo tambien soy nuevo aqui te dejo el mio http://indianaenlacolinadesal.blogspot.com

1:44 p. m.  
Anonymous Paranoid said...

Podias darme la pelotita. A mi gato-foca le harías un favor

10:20 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home